4/26/2014

Rusia obliga a sus bloggers a registrarse en una lista del gobierno

Posted By: Jesus Santana - 4/26/2014


Bloggers y política. Qué combinación más fea, ¿verdad? Desgraciadamente esa parece ser la tónica que imperará a partir de ahora en Rusia. La Cámara baja rusa ha dado su aprobación final para comenzar con la regulación de la blogosfera en el país, siendo con ello la primera vez que el término 'usuario de internet llamado blogger' se introduce en su legislación.

Con esta ley todo aquel que tenga un blog en el país debe declarar su apellido, iniciales y dirección de correo electrónico para pasar a formar parte de un registro del gobierno. Y eso siempre y cuando no se tenga más de 3.000 visitantes al día, claro. En caso de superar dicha cifra (con un blog o página en red social), el blogger debe poner también su información en otra lista especial y acatar una serie de restricciones, las cuales, de no ser cumplidas, provocarán la imposición de multas y la suspensión temporal del blog.

El gobierno evitará campañas y opiniones que resulten controvertidas y desprestigien a sus políticos Estas limitaciones tienen como objeto controlar el contenido violento, pornográfico o de índole extremista/terrorista, el lenguaje obsceno y la publicación de información que no haya sido previamente confirmada, evitando además la divulgación de datos personales de la gente. A priori puede sonar lógico y deseable, pero al mismo tiempo las restricciones servirán de filtro al gobierno para proteger a los políticos de las campañas de desprestigio así como de opiniones que resulten controvertidas. Podría incluso estar en condiciones de exigir un "día de silencio" en la blogosfera, previo a las elecciones.

La ley ha sido duramente criticada por activistas y defensores de los derechos humanos que apuntan a que se está equiparando a los bloggers a los medios de comunicación, sin que disfruten, eso sí, de los mismos derechos. Tampoco queda claro en qué punto se encontrarían aquellos disidentes que escriben desde el extranjero, aunque probablemente sea cuestión de nada que el gobierno también les meta mano de alguna forma.

Precisamente ayer el CEO de Telegram, Pavel Durov, anunció en su perfil de Facebook que había abandonado Rusia con todo su equipo y se encontraba buscando un nuevo país en el que poder trabajar con privacidad y libertad de expresión. "Desafortunadamente, el país es incompatible con los negocios de Internet en este momento" declaraba Durov a Techcrunch hace solo unos días tras confesar haberse negado a colaborar con el gobierno para desvelar información sobre grupos políticos de la oposición que usaban su red.… http://flip.it/O57uR

Copyright © 2013-2016 esMarketingDigital

Designed by eMD &